EL 2022 CON GRANDES DESAFÍOS, UN AÑO PREELECTORAL

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El 2022 será un año de desafíos constantes y un panorama complicado en varios procesos de elección como el de Fiscal General, que será sin duda alguna, una gran oportunidad para continuar vigilantes o tratar de romper los círculos de impunidad y corrupción a los que nos ha llevado la administración de Consuelo Porras.

Otro de los procesos será la elección del Procurador de los Derechos Humanos (PDH), en donde buscarán cooptar la institución que le hace falta al Pacto de Corruptos, y es que con anterioridad ya lo dijimos, le apuestan a Fernando Linares Beltranena, para que con ello, lograr capturar el Estado por completo.

En estos procesos de elección, el pueblo de Guatemala debe estar involucrado y exigir transparencia y legitimidad, para que se elija a los mejores profesionales sin vínculos con nadie e ir recuperando la institucionalidad del país, que se ha ido perdiendo por los intereses mezquinos de unos pocos.

Pero esos no son los únicos procesos que veremos los guatemaltecos en el año 2022, porque es un año preelectoral en donde saldrán a relucir los nombres de quienes buscarán un cargo público por medio de las urnas, y es ahí donde los guatemaltecos debemos abrir bien los ojos y no seguir prestándonos para elegir a corruptos y ladrones de su propio pueblo.

Este 2022 se tendrán batallas legales de un bando y otro, buscarán eliminar a toda la oposición al Pacto de Corruptos, seguramente el ataque será al Movimiento para la Liberación de los Pueblos (MLP), para no dejarlos participar en las próximas elecciones, con el argumento de un financiamiento electoral ilícito, utilizado por los partidos tradicionales que han recibido dinero del narcotráfico o de funcionarios corruptos.

Voltearán a ver otra vez al Movimiento Semilla, y emprenderán su artillería contra ellos, para eliminarlos de una vez por todas como partido político, de una u otra forma, buscarán que ya no tenga más representación en el Congreso, ese fue el objetivo en el 2019, y lo sigue siendo, porque la figura de Samuel Pérez en el Legislativo les ha causa roncha a muchos, por la forma en como Pérez se ha manejado con debates de altura dentro y fuera del hemiciclo, que lo diferencian de otros legisladores.

Otras situaciones serán las conformaciones de nuevas organizaciones políticas, que se aprovecharán de figuras como la de Neto Bran, para colocar de nuevo a algunos actores de la rancia y vieja política. Ya en los últimos días del 2021 vimos algunos diputados que se separaron del Bloque UNE, buscaron la figura del expresidente Alfonso Portillo, con el objetivo de seguir en el Congreso, porque la “vieja” se quedó con el partido.

Este año 2022 será de preparación para que los guatemaltecos, no repitamos nuestra historia y sigamos arrepintiéndonos cada cuatro años de haber elegido bien a quien pueda llevar las riendas de nuestro país. Así que guatemaltecos informémonos y de verdad hagamos un cambio.